Mis Favoritos en Pinterest

CRONICAS DE UN MUNDO EN CONFLICTO
Información y educación para un desarrollo sustentable.

Crece la cifra de tiendas especializadas y los portales que en internet ofrecen acompañantes de lujo

La industria del sexo, que incluso cotiza en bolsa en algunos mercados extranjeros, continúa generando grandes beneficios, pese a la recesión económica. 
 
Aunque la capacidad de sorpresa de un servidor se ha ido atrofiando con el paso de los años, la navegación por internet en busca de curiosidades y excentricidades relacionadas con el mundo del sexo continúa proporcionando mucho material.
 

Un sector que no deja de sorprendernos.


El caso es que la industria sexual no ceja en el empeño a la hora de intentar sorprendernos, a pesar de la crisis galopante (no iban a ser menos) en la que se encuentra inmersa.
 
En definitiva, un negocio que factura más de 120 millones de euros anuales en nuestro país y que incluso cotiza en bolsa en algunos mercados extranjeros.
 
La figura de las escorts en Madrid pretende romper con ideas y creencias conservadoras y antiguas, llenas de prejuicios morales y falsos dogmas, acerca de esta clase de trabajadoras y trabajadores del sexo. 

El concepto ‘escort’ se asocia a mujeres de una gran belleza, muchas con estudios, y capaces de ofrecer interesantes conversaciones o incluso actuar como acompañantes para ciertos eventos sociales. 

La idea es, básicamente, ir más allá del acto sexual en sí mismo a la hora de vender el cuerpo; el servicio incluye la posibilidad de experimentar algo parecido a una relación afectiva real. 

En ocasiones, pueden viajar con sus clientes durante varios días y pueden o no tener relaciones sexuales. Es decir, una escort una acompañante remunerada y no necesariamente tiene sexo con sus clientes. El precio de una escort suele ser más caro, y esto ya indica el tipo de carga psicológica que tiene el concepto de escort y de qué manera se relaciona con el estigma.

La situación económica ha provocado que de la represión se haya pasado a un sexo más explícito, capaz de seducir al consumidor. 
 

Sex Shop, un negocio que arde.


En la industria del entretenimiento para adultos, las boutiques eróticas o sex shop acaparan la atención de los emprendedores que buscan un negocio con un margen de utilidad de hasta 40%.

Los establecimientos formales del giro han registrado un aumento exponencial, al pasar de medio centenar en el año 2000, a cerca de 300 tiendas en la actualidad.

El entretenimiento para adultos ha dejado de ser un tema tabú para convertirse en una industria que genera ingresos por más de 70,000 millones de dólares anuales a nivel mundial, siendo las llamadas sex shops y/o boutiques eróticas uno de los giros más buscados por los emprendedores.
 

Un gran mercado potencial por conquistar.


Aun así, hay un gran mercado por conquistar con propuestas innovadoras que además de juguetes sexuales, lencería erótica y de fantasía, lubricantes íntimos, aceites para masaje y condones, oferten otros artículos como joyería, muebles y libros sin olvidar otros valores agregados como asesoría o terapia sexual.

La operación de una sex shop implica diversas actividades que todo emprendedor debe tener en el radar. Una de ellas es la capacitación del personal, la cual es un elemento clave para el adecuado engagement con los consumidores.

El negocio del erotismo tiene un inmenso potencial que abarca la mayoría de los mercados.

Ofertas en Baño
I Miei Preferiti in Instagram
My Ping in TotalPing.com

Blogs recomendados que te gustaría conocer


Argentina Discovery

Causa Infinita

El Arca de Dionisos

Images Of The World

Letras Prestadas Club Pickwick